Bombas de insulina: presente y futuro

Comparte esta entrada...Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Este año, hemos acudido a las III Jornadas de la Sociedad Española de Diabetes (SED) sobre Actualización en tecnologías aplicadas al diagnóstico y tratamiento de la diabetes y sus complicaciones que ha centrado su foro de debate en “las razones para la baja implementación de las bombas de infusión de insulina en España”. En él se realizó un análisis de la situación actual de los sistemas de infusión continua de insulina (ISCI) y su implantación en la práctica clínica habitual en España comparado con el resto de países occidentales.

 

¿De qué datos disponemos?

En España entre el 40-60% de los pacientes con diabetes mellitus tipo 2 y en torno al 76% de los pacientes con diabetes tipo 1 no consiguen alcanzar un objetivo de control glucémico adecuado, a pesar de que el buen control ha demostrado reducir las complicaciones de la diabetes y por tanto los costes indirectos de la misma (debido a las complicaciones, con ingresos hospitalarios, absentismo laboral y jubilaciones precoces) que son los que mayor gasto ocasionan.

 

Las bombas de infusión de insulina (o sistemas de infusión subcutánea continua de insulina, ISCI) son tecnologías emergentes ya que aunque se introdujeron para el tratamiento de la diabetes hace muchos años, sin embargo no se ha extendido su uso de forma generalizada a pesar de ser coste-efectivas. De hecho en España se emplean de forma muy poco frecuente cuando nos comparamos con países de nuestro entorno.

 
Actualmente solo utilizan este tratamiento en torno al 6-7% de los diabéticos tipo 1 en España, frente a un 45% en Noruega, un 38% en EEUU, encontrándose la media en Europa alrededor del 15 %.

 

bombas

 

 

Figura 1. Porcentaje de pacientes portadores de bomba de infusión continua de insulina en diferentes países Europeos. Fuente: adaptado de Renard, por P. Martín-Vaquero et al en el “Documento de posicionamiento sobre eficiencia de tecnologías aplicadas al manejo de la diabetes”.

 

De todas las comunidades autónomas de España sólo Extremadura se aproxima a la media europea con un 11% de pacientes con diabetes tipo 1 como usuarios de ISCI.

 

La FEDE señaló en nota de prensa que “una de las claves del alto porcentaje de penetración de la terapia con bomba de insulina en Extremadura está siendo la firme apuesta de los profesionales médicos por este tratamiento”.

 

Aparte de las importantes diferencias entre comunidades autónomas, también existen dentro de ellas y entre hospitales (gran concentración de pacientes en pocos centros) con desigualdad de oportunidades para las personas con diabetes tipo 1.

 

¿Qué tipo de barreras existen para implantar el tratamiento con bombas de insulina?

1.- De los profesionales sanitarios:

La inercia clínica es la principal barrera junto con la infravaloración del  beneficio en mejora de calidad de vida, más allá de la HbA1c.

2.- Dependientes de la organización, instituciones:

Insuficientes recursos humanos y personal educador en diabetes.

Se precisa una infraestructura y protocolo de actuación adecuados.

3.- De los pacientes: requiere decisiones compartidas y proactividad.

  • Mayor educación diabetológica
  • Manejo técnico
  • Adherencia al tratamiento
  • Motivación e implicación

4.- Crisis económica.

¿Es realmente tan costoso?

El tratamiento con bomba de infusión de insulina ha demostrado ser coste-efectivo si existe mal control glucémico o hipoglucemias frecuentes/ peligrosas.

Que el principal problema no es el económico lo demuestra que una de las comunidades más ricas, el País Vasco, se encuentra entre las que menos ISCI utilizan.

Para que el tratamiento sea coste-efectivo se requiere:

  • Selección adecuada del paciente.
  • Profesionales formados
  • Programa educativo y de seguimiento estructurado.

 

Es conocido que la hiperglucemia y la hipoglucemia son factores de riesgo para la enfermedad cardiovascular en pacientes con diabetes.

 

¿Cuáles son las ventajas del tratamiento con bombas de insulina?

  • Mejora el control glucémico reduciendo la HbA1c en torno a 0,5 % de media.
  • Reduce la frecuencia de hipoglucemias.
  • Mejora la calidad de vida:
    • Permite mayor flexibilidad, comodidad y discreción
    • Reducción del número de pinchazos para la administración de insulina ( disminuye desde 15 a 1 cada 2- 3 días para cambiar el catéter)
    • Evita las dudas que pueda tener el paciente sobre si se ha puesto la insulina, cuánto se ha puesto o cuantas raciones de hidratos de carbono ha tomado.
    • No hay equivocaciones con el tipo de insulina administrada.

 

¿Qué dicen los estudios científicos al respecto?

Un estudio observacional llevado a cabo por investigadores suecos y publicado en el British Medical Journal en 2015 concluye que el empleo de bombas de insulina en el tratamiento de pacientes con diabetes tipo 1 se asocia, en comparación con la administración de múltiples inyecciones diarias de insulina, con una reducción de la mortalidad por cualquier causa y del riesgo de muerte por enfermedad cardiovascular (enfermedad coronaria o accidente cerebrovascular).

Sin embargo, los mejores resultados obtenidos en el grupo usuario de ISCI pudieran verse influidos por variables como la realización más frecuente de controles glucémicos y la mayor educación diabetológica recibida por esos pacientes con respecto a los que estaban en tratamiento con inyecciones múltiples de insulina.

 

En la población pediátrica la agencia de evaluación NICE confirma los beneficios de la utilización de este tipo de tratamiento por lo que la recomiendan en niños en que se mantienen cifras de HbA1c superiores a 8,5%, niños que presentan hipoglucemias frecuentes o impredecibles y en niños menores de 12 años en los que la terapia con múltiples dosis de insulina pueda resultar inadecuada, estimándose que podría ser recomendable hasta en el 50% de los casos en este grupo etario. En España estas cifras se restringen a un escaso 5-10%, frente a países como Noruega (59%), Eslovenia (75%) o Alemania (45%).

 

La utilización de esta tecnología en niños ha demostrado mejorar el control glucémico, reduciendo al mismo tiempo de forma significativa el número de hipoglucemias sobre todo nocturnas además de disminuir de forma drástica el número de pinchazos para la administración de insulina como ya se ha comentado previamente, consiguiendo una mejora considerable de la calidad de vida, un mejor control y menor riesgo de desarrollar hipoglucemias, sobre todo las nocturnas.

Esto permite ganar autonomía y seguridad, tanto para los niños como para sus padres a la hora de realizar sus actividades cotidianas (comer, dormir tranquilamente, realizar deporte, viajes o excursiones…)

 

En la primera década del siglo XXI, varias revisiones sistemáticas y metaanálisis han demostrado mejor control glucémico en los pacientes con ISCI y menor frecuencia de hipoglucemias.

Dos estudios de análisis de costes encuentran mejoría en parámetros de cantidad y calidad de vida ganada, indicando que la utilización de bombas de insulina es coste-efectiva.

 

¿Y si el paciente ingresa en el hospital qué pasa con la bomba de insulina?

También se abordó el tema de cómo actuar ante el ingreso hospitalario de pacientes en tratamiento con bomba de insulina.

El grupo de nuevas Tecnologías de la Sociedad Española de Diabetes ha propuesto un documento de consenso sobre el manejo de la terapia con bomba de insulina para los pacientes hospitalizados.

El documento contiene recomendaciones sobre las indicaciones, las contraindicaciones y los requisitos necesarios para el mantenimiento de la terapia con ISCI en el hospital.

En España hay un número creciente de personas con diabetes tipo 1 tratadas con infusión subcutánea continua de insulina (ISCI), pero no hay directrices nacionales sobre cómo manejar dicho tratamiento en el ámbito hospitalario.

Hay estudios en que se consiguen unos resultados iguales o mejores a los obtenidos con el tratamiento convencional pero con mayor satisfacción por parte del paciente.

El documento concluye indicando que la terapia con ISCI se puede utilizar con seguridad en el hospital en pacientes seleccionados, garantizando la seguridad del paciente, después de haberse implementado un protocolo estandarizado y formado específicamente al personal sanitario.

 

¿Qué hemos sacado en claro del foro de debate de estas Jormadas?

 

1.- Las bombas de insulina como tratamiento en la diabetes mellitus tipo 1 son coste- efectivas en pacientes con mal control glucémico habitual y en aquellos en los que conseguir un control glucémico adecuado está limitado por la aparición de hipoglucemias.

2.- Mejoran el control glucémico produciendo una reducción media de la hemoglobina glucosilada alrededor del 0,5% y reduciendo el número de hipoglucemias.

3.- En los pacientes en tratamiento con ISCI podría reducirse la mortalidad cardiovascular y global.

4.- El tratamiento con ISCI requiere programas estructurados educativos, formación específica de los profesionales sanitarios, criterios homogéneos y un alto grado de motivación e implicación por parte del personal sanitario y del paciente.

5.- Hay que vencer la inercia terapéutica y consolidar programas formativos específicos para los profesionales sanitarios que deben indicar y realizar el seguimiento del tratamiento con ISCI.

 

Para concluir…

Se necesita incrementar el tratamiento con bomba de infusión de insulina que, a pesar de su demostrada efectividad y eficiencia para reducir costes indirectos de la diabetes provocados por las complicaciones crónicas y favorecer una mejor calidad de vida en las personas con diabetes tipo 1, presenta todavía una baja utilización en España.

 

El diálogo y trabajo conjunto en consejos asesores sobre diabetes entre la administración, endocrinólogos y pacientes (representados a través de las asociaciones de diabéticos) debe propiciar el progresivo incremento en la implantación del tratamiento mediante ISCI que debe pasar de ser una excepción a ser la norma en aquellos pacientes en que esté indicado.

 

Fuente: Revista Entre Todos nº100

Autor: Dr. Carlos Debán, Especialista en Medicina Familiar y Comunitaria, C.S. El Restón. Valdemoro. SERMAS.


 

Tenemos aún abierta nuestra encuesta sobre bombas de insulina, lleves o no la bomba de insulina, tengas diabetes tipo 1 o diabetes tipo 2 puedes ayudarnos. ‪#‎BombadeInsulinaEntérate‬!

encuesta_causa_bombas_dm

Comparte esta entrada...Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Autor entrada: